El ajo y su potente sabor siempre es un elemento extremadamente funcional en la cocina, esta vez, se ubica como protagonista en esta receta de ajos en vinagre ideal para aderezar ensaladas, verduras y gazpachos.

Receta de ajos en vinagre

Increíblemente el ajo es uno de los condimentos que datan de más años de existencia, su cultivo data de entre los 10000 y 7500 A.C.

Según registros arqueológicos, los egipcios utilizan el ajo como un elemento medicinal muy efectivo, además de suministrar a los trabajadores de aquellas épocas un trozo de ajo para proporcionarles energía.

Además, cada porción de ajo que consumimos nos aporta 119 calorías y 2.2 gramos de azucares. También contiene 14 miligramos de vitamina C y 17 mg de calcio.

Los especialistas de la salud recomiendan el ajo para reducir los niveles de colesterol en la sangre y se le atribuyen efectos beneficiosos en la disminución de la tensión arterial.

Su potente acción ante gérmenes y bacterias, hacen de este condimento un antimicrobiano natural excepcional.

Lo cierto es que, bien sea para condimentar o dar más olor a una preparación, el ajo es un ingrediente que no puede faltar en guisos como en un arroz meloso con setas y en esta receta de ajos en vinagre su sabor se encuentra más presente que nunca.

Ingredientes

  • 20 dientes de ajo
  • 200 ml de vinagre de manzana
  • 2 hojas de laurel
  • 1 trozo de piel de limón

Preparación

  1. Primeramente, debemos coger los dientes de ajo para pelarlos y limpiarlos

    Ajos en vinagre

    Pelamos los ajos

  2. Cogemos un tarro de vidrio e introducimos los dientes de ajo
  3. Vertemos el vinagre hasta que los ajos se encuentren cubiertos por completo

    Ajos en vinagre

    Añadimos el vinagre

  4. Luego, incorporamos al tarro las hojas de laurel y la corteza de limón
  5. Cerramos el tarro y lo colocamos en un sitio oscuro y fresco durante 10 días

    Ajos en vinagre

    Tapamos el tarro

  6. Agita en frasco constantemente durante los días de fermentación.
  7. Una vez hayan culminado los días de fermentación, puede degustarse los ajos tranquilamente.

    Ajos en vinagre

    Servimos y degustamos.

Consejos

Recuerda que luego de preparar la receta, mantendrás los dientes de ajo en resguardo, por tal motivo, al adquirirlos asegúrate de que se encuentren frescos.

Una buena idea es utilizar esta receta e introducir la fermentación de ajo a la licuadora junta a tres cucharadas de mayonesa. Crearas una deliciosa crema para untar.

Vierte estos exquisitos ajos en vinagre sobre unas sanas y deliciosas verduras al vapor para que descubras todo el sabor de las legumbres y las especias en un solo plato.