¿Te animas a preparar lengua a la plancha? Algunas personas creen que este plato puede resultar muy engorroso y difícil, como también hay quienes no están dispuestas a probarla por ideas erradas pero ¡No pueden estar más equivocados!

Lengua a la Plancha

Un delicioso menú carnívoro que te hará disfrutar cada bocado.

¿Quieres impresionar a tus familiares y amigos pero no sabes cómo? ¡Pues aquí tienes la solución! Este plato es muy útil ya que es adaptable para cualquier ocasión y evento, además de que puedes acompañarlo con el plato de tu gusto como complemento adicional.

Receta de Lengua a la Plancha

La lengua a la plancha es de los platos más fáciles y exquisitos de preparar. La lengua de ternera es una carne magra que posee un alto contenido nutricional y es un paquete muscular tan limpio como lo pueda ser el lomo.

Para nuestra receta de lengua a la plancha vamos a asumir que deseas compartir este plato con tu familia, por tal motivo los ingredientes serán asumidos para completar 6 porciones. Los más usuales son los siguientes:

Ingredientes

  • 500 gr. De lengua de ternera.
  • Hoja de perejil.
  • 2 Cebollas.
  • 1 Zanahoria .
  • 1 Apio en rama.
  • 4 Hojas de laurel.
  • 2 L. de agua.

¿Qué debemos tener para preparar nuestra lengua a la plancha?

  1. Primeramente, debes dejar la lengua durante un par de horas en agua fría con un chorro de vinagre para que salga toda la sangre.
  2. Luego coloca la lengua en una olla y ponla a sazonar cubierta de agua.
  3. Añade cebolla y zanahoria picada en trozos muy pequeños y espera que se cocine la lengua durante 45 minutos.
  4. Saca la lengua y deja atemperar.
  5. Pélala y con ayuda de un cuchillo pícala en filetes, preferiblemente en cortes de 1 cm.
  6. Calienta los filetes de lengua en una plancha con aceite, puedes salpimienta a gusto y asegurarte de sazonarlos hasta que esté dóralos por los 2 lados. Sirve los filetes de lengua y ¡Listo!
Lengua a la Plancha

Puede no tener el mejor aspecto de las carnes pero esta cargada de sabor.

La lengua a la plancha es el plato favorito de muchos ya que se presta para añadirle tus hortalizas y condimentos favoritos. En el momento en el que se está cocinando en la lengua en la olla puedes cocer otros condimentos.

Puedes añadirle la salsa de tu preferencia desde salsa en fría como tártara o brava, hasta caliente como una salsa de tomate o de mole. Pero si deseas atreverte sírvela con una salsa de nata y pimienta verde, le dará un sabor muy potente.