¿Te gustaría hacer una salsa para pizza casera? Es una idea fantástica ¿No? Lo primero que debes saber cuando se habla de una salsa para pizza casera es que no se trata de una salsa corriente como las que se suelen preparar, esta tiene un toque especial que hará que repitan todos los miembros de la familia. Además es importante destacar que la salsa es el elemento clave para que la pizza quede con ese sabor y gusto original.

Si te encantan las pizzas debes saber que las mejores salsas son las que son hechas en casa, debido a que las puedes combinar y agregarle ese toque hogareño que tanto gusta a la familia.

Sin más preámbulo, aquí tienes la receta de Salsa para pizza casera.

Receta de Salsa para pizza casera

Ingredientes

  • Una cebolla, picada en trozos finos.
  • Dos dientes de ajo triturados
  • Dos cucharadas de aceite de oliva
  • Dos cucharadas de vinagre balsámico
  • Media cucharadita de sal
  • Pimienta, sólo una pizca
  • Oregano
  • Albahaca
  • Una hoja de laurel
  • Media cucharadita de azúcar
  • 500g tomates

Utensilios

  • Batidora
  • Sartén
  • Cuchara

Elaboración

  1. Corta las cebollas y tritura los ajos.
  2. Seguidamente, pon a freír en un sartén durante 60 segundos con la hoja de laurel a fuego lento.
  3.  Remueve frecuentemente para evitar que el ajo se queme debes remover con frecuencia.
  4. Inmediatamente agrégale los siguientes ingredientes: la pizca de albahaca, el orégano, el tomate y el vinagre balsámico.
  5. Tras colocar todos los ingredientes, cocina todo a fuego lento. Es muy importante que coloques una tapa al recipiente, de esta manera se cocinan mejor todos los ingredientes y soltará ese rico aroma  y sabor. Deja cocinar durante media hora.
  6. A continuación, sigue removiendo, pero añádele en conjunto media cucharadita de azúcar, esto con el fin de quitar la acidez del tomate.
  7. Ahora, triturar la salsa. Para ello, baja del fuego la salsa y viértela en la batidora hasta lograr la consistencia de un puré fino. Este paso es muy importante, ya que si tienes niños no se encontrarán pedazos de cebolla, lo cual le desagrada a casi todos los pequeños de la casa.
  8. Además, cuando trituras todos los ingredientes el sabor y aroma se pueden sentir más, verás que tendrás una salsa perfecta para pizzas. Esta salsa es muy útil, ya que si lo deseas la puedes congelar en cubiteras de tal forma que durante la semana puedas usarla por cubitos siempre que la necesites.

No esperes más y prepara tu propia Salsa para pizza casera, degustarás el paladar de tu familia y amigos. Si lo deseas, también puedes preparar tu propia Masa de pizza casera o también Masa para Pizza con Thermomix.

Valora esta receta:

Otras recetas que podrían interesarte: