Descubre cuáles son los pasos a seguir para hacer en tu propia casa un vinagre balsámico que podrás usar en cualquier plato.

Procedencia del vinagre balsámico

Originario de Módena, en Italia, el vinagre balsámico ha sido elaborado durante muchos años en este lugar. Este tipo de vinagre se caracteriza por su espesura y sabor dulce, y es usado principalmente, para condimentar cualquier tipo de ensaladas.

Para su preparación es importante comprar unos barriles especiales que se pueden adquirir en tiendas donde se vende vino. Pueden ser de castaño, de roble, de morera o de cerezo y debes utilizar cualquiera de ellos dependiendo del sabor que desees que adquiera el vinagre.

Elige la morera si quieres un aroma picante. El robre para que salga el vinagre más espeso, ya que este tipo de madera permite menos la evaporación. El castaño se usa para que tenga un color más rojizo y el cerezo para que su sabor final sea más dulce.

Vinagre balsámico

Receta de vinagre balsámico.

Aprende a hacer en tu propia casa el vinagre balsámico más caro del mundo, el de Módena que está considerado como oro negro dentro de la gastronomía y que se prepara desde hace cientos de años a partir de uno solo ingrediente: el zumo de uva.

Con este ingrediente mágico vas a lograr alegrar cualquier ensalada o plato que puede llegar a ser muy aburrido. Si quieres hacerte un experto en este ingrediente espectacular que ha llegado hasta nuestras mesas para quedarse definitivamente, te invitamos a que continúes leyendo.

Ingredientes

  • 5 barriles de vino de diferentes tamaños
  • 1 kg. de uvas tipo Trebbiano

Elaboración

  1. Lo primero que hay que hacer es limpiar los barriles de vino. Para eso debes utilizar una mezcla de sal, agua y vinagre a partes iguales para eliminar las impurezas y las bacterias.

    Vinagre balsámico

    Compra varios barriles de vino de diferentes tamaños para realizar esta receta

  2. Aplasta las uvas y pásalas por un colador. Deja que reposen durante quince minutos. A continuación mete en una tetera el zumo y deja que hierva a 87º C. Este proceso reducirá a la mitad el volumen y se creará un sirope dulce.

    Vinagre balsámico

    Utiliza uvas de calidad para prepara tu propio vinagre balsámico

  3. Deja que se enfríe el néctar conseguido durante varias horas y mételo en los barriles. Para que se evapore correctamente, cubre con una malla abierta la apertura de los mismos.
  4. El siguiente paso será llenar el barril más pequeño con el líquido que haya en el siguiente más grande, y así de manera consecutiva hasta llegar al último. Este paso debería repetirse una vez al año para conseguir un vinagre balsámico de alta calidad, pero si quieres conseguir un vinagre balsámico más rápido, reduce el tiempo de espera.

    Vinagre balsámico

    Aliña con este delicioso vinagre balsámico tus platos preferidos

Advertencias

  • No hiervas el vinagre a más de 90º ya que el azúcar se caramelizaría y no se fermentaría correctamente.
  • Si el barril no está lleno, como mínimo el 80% con el néctar, el proceso no va a funcionar de la manera adecuada.
Valora esta receta: