Cuando llega el calor, realmente apetece una bebida refrescante que nos alivie un poco esa sensación tan desagradable y la insaciable sed, ¡por suerte! Tienes está receta de granizado de sandía tan deliciosa como saludable.

Propiedades de la sandía

La sandía es la fruta de verano, su gran poder hidratante la hace perfecta para los niños, sobre todo por sus jugos y sabor dulce.

Su origen de África Tropical, hace que su producción requiera de climas tropicales y cálidos, por ende, sus principales exportadores se encuentran en Turquía, Italia, Grecia, China, España y Japón.

Esta fruta es rica en vitaminas A y C, además de minerales como: el potasio, magnesio, calcio, fosforo, hierro y sodio.

Granizado de sandia

La sandia es la fruta de verano.

Entre sus principales bondades se encuentran:

  • Ideal para dietas: debido a su alto contenido de agua y fibra que generan sensación de saciedad.
  • Increíblemente diurética: es recomendada para solucionar problemas renales y de vías urinarias
  • Su alto contenido de potasio: hace de una de esta fruta un coadyuvante para el sistema nervioso y muscular
  • Previene enfermedades degenerativas y cardiovasculares
  • Apoya al sistema inmunológico

Receta de granizado de sandía

Aunque el uso de esta fruta en la cocina puede ser muy versátil, la idea es aprovechar su alto contenido de líquido para preparar bebidas refrescantes y deliciosas.

Por lo general, cuando preparamos un granizado con cualquier fruta requerimos de grandes cantidades de hielo, lo genial de la sandía es que para esta receta no es necesario añadirle hielo.

Su preparación es muy rápida y sencilla por lo que puedes realizarla en cualquier momento del día sin preocupaciones.

Ingredientes

  • 1 kilo de sandía
  • 100 gr de azúcar

Preparación

  1. En primer lugar, debes tener presente que, debes cortar la sandía en cuadros un día antes de la preparación del granizado

    Granizado de sandía

    Cortamos la sandía en cubos un día antes

  2. Coloca los trozos de sandía en un recipiente e introdúcelos en un refrigerador a congelar hasta el siguiente día
  3. Al siguiente día, retira los trozos de sandía congelados del refrigerador e introdúcelos a un vaso de licuadora

    Granizado de sandía

    Introducimos los cubos de sandía en el vaso de licuadora.

  4. Añade al menos 3 cucharadas de azúcar dependiendo de tu gusto
  5. Tritura y mezcla bien todos los ingredientes

    Granizado de sandia

    Licua bien todos los ingredientes

  6. Sirve en vasos el granizado de sandía y decora con un trozo de sandía en el borde

    Granizado de sandia

    Servimos y disfrutamos.

Consejos

Esta bebida es muy funcional, de hecho, puedes añadir un toque de licor de ron si así lo deseas para disfrutar de un momento agradable.

Prueba añadiendo un poco de helado de fresa al licuado del granizado y descubre un resultado impresionante.

Por último, si te ha encantado preparar licuados, no dejes de probar este batido de plátano muy delicioso y saludable.

Valora esta receta:

Otras recetas que podrían interesarte: